Beneficios de CLIL para alumnos y docentes
World of Better Learning, nuestro blog internacional, tiene muchos artículos sobre CLIL (Content and Language Integrated Learning). Aquí profundizaremos un poco más en lo que aporta la integración de los contenidos de otras asignaturas en las clases de idiomas a alumnos y educadores.

¿Qué queremos decir con CLIL

CLIL puede tener diferentes significados para distintas personas. En la revista Better Learning Research Review, Ben Knight (2022) presenta la línea del CLIL/EMI que aparece en la imagen de abajo. El artículo se refiere a la parte izquierda de la tabla, donde la atención se centra en el dominio de las destrezas lingüísticas en el aula. Sin embargo, muchos de los beneficios para los profesores serán potencialmente relevantes para todos los educadores que integren lengua y contenidos en sus clases. En la entrada del blog de Peter Clements sobre el inglés como segunda lengua podemos ver el otro lado de la línea.

 

CLIL en la enseñanza del inglés 

Desde el punto de vista de la enseñanza del inglés, CLIL o las clases de contenidos, pueden ayudar a abordar un tipo diferente de lenguaje que a veces se pasa por alto, la competencia lingüística académica cognitiva (CALP, cognitive academic language proficiency), la diferencia entre el lenguaje que usamos para comunicarnos con otras personas y el que utilizamos con fines más académicos. Jade Blue publicó una entrada en su blog sobre los tipos de lenguaje que intervienen en CLIL.

Pongamos un ejemplo. Si preguntamos a alguien: «¿Quieres huevos para desayunar?» o «¿Te gusta desayunar huevos?», se trata de un estilo de lenguaje diferente al que empleamos si hablamos de cómo obtenemos los huevos. «Los huevos vienen de las gallinas» no es una expresión que usamos en una conversación cotidiana, pero sigue teniendo un estilo básico para que los alumnos la entiendan.

 

Beneficios para los alumnos

Para poner un ejemplo práctico y real, vamos a ver una de las lecciones de Kid’s Box New Generation de Cambridge. Esta serie se centra en la enseñanza del inglés a niños e incluye contenidos de CLIL en todos los niveles.

 

 

La lección comienza con un vídeo que pone el contenido en contexto, presenta el lenguaje y ayuda a los alumnos a desarrollar conexiones de pensamiento crítico entre los alimentos y su procedencia. Al final de la lección, los alumnos pueden diseñar juntos sus propios carteles de alimentos, activando así el lenguaje y practicando habilidades transferibles a la vida real.

Los beneficios de esta lección van más allá del mero aprendizaje del idioma, ya que les da la oportunidad de aprender y conectar el uso de la lengua con otras áreas del plan de estudios.

 

Beneficios para los profesores 

Los profesores también pueden beneficiarse de la incorporación de los contenidos de otras asignaturas a sus clases de idiomas. Algunos dudan a la hora de hacerlo, sobre todo si no confían en su capacidad para enseñarlos, pero no es necesario ser ningún experto en la materia, ya que solo se trata de enseñar el lenguaje que utiliza la geografía, las ciencias u otras asignaturas. La integración de contenidos puede hacer que las clases sean más atractivas y amenas, y añaden variedad a la planificación y la impartición de las lecciones.

Además, puede ayudar a reforzar la experiencia de aprendizaje de los alumnos y ofrecerles una nueva perspectiva. Esta experiencia dinámica e integradora puede dar lugar a un entorno de aprendizaje más estimulante y gratificante con beneficios para profesores y alumnos.

 

Conocimientos de la materia y aptitudes pedagógicas 

La incorporación de contenidos de CLIL a las clases puede ayudar a los profesores a ampliar sus conocimientos de otras materias y convertirse en profesionales más completos. Impartiendo estas lecciones también desarrollarán sus competencias lingüísticas al ir adaptando sus estrategias a las necesidades de la enseñanza de los diferentes contenidos, lo que conlleva crecimiento y desarrollo profesional.

 

Colaboración

Un enfoque CLIL puede fomentar la colaboración y el trabajo interdisciplinar entre los profesores y crear oportunidades para desarrollar relaciones profesionales y formar una comunidad. Los profesionales pueden compartir sus conocimientos y experiencia, aprender unos de otros y desarrollar nuevas estrategias de enseñanza que mejoren el aprendizaje de los alumnos. Es más, si sienten que forman parte de una comunidad, tendrán más probabilidades de estar satisfechos con su trabajo, lo que puede traducirse en una mayor realización y motivación laboral.

 

En resumen 

Aunque a menudo se habla de CLIL en términos de sus beneficios para los alumnos, es importante reconocer las ventajas que ofrece para los profesores. Incorporar el contenido de otra asignatura a una clase de idiomas puede hacer que la enseñanza sea más entretenida, se amplíen los conocimientos de la asignatura y las destrezas lingüísticas, y se dé pie a la colaboración, además de ayudar a los alumnos a aprender destrezas lingüísticas y vitales importantes relacionadas con los contenidos.

 

Tienes más información sobre Kid’s Box New Generation y contenidos de muestra para descargar aquí.

Comparte
¿Cómo se utiliza la IA generativa para enseñar inglés? Las doctoras Evelina Galaczi y Nahal Khabbazbashi nos hablan de un estudio realizado por Cambridge y la Universidad de Bedfordshire en el que se preguntó a cientos de profesores de inglés de todo el mundo sobre su experiencia de uso. Los resultados pueden ayudarte a abrirte paso en el dinámico mundo de la inteligencia artificial e incluso darte algunas ideas para clase.